Idea para aventura 31

Gancho: Cierto día, de manera inexplicable, los servicios de inteligencia americanos registran la actividad de lo que parece un barco titánico en aguas internacionales cerca del polo ártico. La situación se presenta crítica: ningún aviso internacional ha justificado esa maniobra y los potentes radares y satélites no han podido registrar su movimiento. Por lo que creen que puede tratarse de un submarino de alguna nación extranjera o el barco con las medidas de ocultamiento más novedosas que se han visto hasta la fecha.

Este hecho preocupa al gobierno americano que piensan que puede tratarse de algún tipo de espionaje secreto de un país no amigo o que alguien esté tratando de obtener algún tipo de recurso de manera velada. Por todo esto deciden mandar a un grupo experto de marines a que averigüe lo que se está llevando a cabo, eso sí, procurando que los hechos no salgan a la luz porque puede desembocar en un conflicto diplomático o inclusive algún país rival pudiera dar la vuelta a la tortilla y pensar que no es más que una fábula de América para sacar algún tipo de rédito. Por eso hasta que los analistas no averigüen qué sucede y tracen un plan adecuado las medidas que llevan a cabo son de alto secreto.


Trama: Por lo expuesto el personal así como el barco que los transporta son mínimos; utilizarán un subterfugio de ser científicos que trabajan en el ártico midiendo los cambios en el clima para aproximarse a su objetivo. Y ete aquí que al llegar se encuentran con lo inesperado: una gran nave de forma oval que permanece flotando sobre el agua entre los restos de un derretido iceberg.


Giro: La órdenes ante el descubrimiento son tajantes: entrar y recoger todo lo posible para saber qué es. Y el estado destartalado del objeto no les dificulta esa misión. En el interior se encuentran con largos pasillos de paneles semioxidados, salas con material quirúrgico abandonadas, cadáveres humanoides conservados por el fío… y escaleras que descienden a plantas anegadas por el agua. Y parece que una pequeña hilera de burbujas de aire les señalan una de las cámaras todavía selladas…. Y lo que ocurre es que: en un desesperado intento por cambiar el curso de la guerra fría la URSS mandó a su submarino más sofisticado a llevar a América su arma mortal, el virus mertvyĭ, capaz de extender en pocas horas una plaga apocalíptica. Pero al romperse el glaciar, los soldados soviéticos (hinchados y deformes cuando la carga volcó al chocar el submarino contra un iceberg) han vuelto a la vida gracias a la enfermedad zombi; y tienen una misión que cumplir.

3 comentarios:

  1. Una excelente idea: zombis en un entorno claustrofóbico y rodeados de territorio hostil. Ya estoy viendo la cantidad de posibles problemas: falta de electricidad o suministros, peligro de hipotermia... y el riesgo mismo del propio virus, que todavía puede estar activo.

    Jojojo, muy buena, sí señor. ;)

    ResponderEliminar
  2. ¿Y los piratas chinos? Los piratas chinos eran el centro de la partida... Aun así, el escenario estaba genial para las escenas de acción. Quedaron muy dinámicas.

    ResponderEliminar
  3. La verdad, la partida me gustó más jugada que leída aquí, pero está genial si XD, solo con decir que durante casi toda la partida pensábamos que los zombis eran Aliens, y que los chinos estaban conectados por alguna razón... xD

    ResponderEliminar

RECUERDA

Los editores de este blog agradecemos cualquier comentario u opinión por breve que sea.

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP