Night Below (parte 4)


He tardado bastante en colocar esto, pero por fin, la cuarta entrega de la historia de Ereborn, Nathaniel, Turk y Beinn en sus pasos por Night Below!

Si bien la campaña a avanzado más del punto que se narra en el texto que dejo a continuación, hoy me tocará hablar de mis impresiones de las situaciones que se dan aquí.
Como podreis leer, hubo varias situaciones en esta parte de la campaña, por una parte los aventureros se adentraron en unos peligrosos bosques llenos de bestias en busca de un antiguo tesoro, donde se enfrentaron a varios Tumularios, sin embargo, tras esta experiencia con las primeras criaturas drenadoras de niveles, recomiendo a cualquier master que tenga mucho cuidado a la hora de incluirlos, ya que una vez impactan, el robo de nivel es automático (y roban el doble con un crítico) estas criaturas pueden asesinar a un personaje muy facilmente.

Más adelante tuvieron un escarceo con criaturas bastante fuera de sus posibilidades, como gigantes fomorianos y una dragona verde. Por supuesto no es obligatorio que se enfrenten a ellos directamente (Poco recomendable) y me alegro que se hayan dado cuenta de ello o habrían sido ex-pjs en poco tiempo. En este caso era bastante evidente, un grupo de cuatro gigantes y un dragón más que adulto son objetivos muy por encima de un grupo de pjs de nivel bajo. En cambio en muchas ocasiones es dificil diferenciar de primeras el poder de una criatura, ¿Que haríais vosotros en ese caso?

Sigo adaptando los encuentros a Pathfinder, cosa que me ayuda mucho el probarlos contra el grupo, aunque por supuesto eso está bastante condicionado a las características del grupo concreto...

En todo caso, en la siguiente entrega veremos cómo y cómo no asaltar una fortaleza repleta de enemigos, porqué es siempre buena idea tener un clérigo a mano ¡y cómo solventar la situación más tarde! Os dejo con el relato de Ereborn, y que lo disfruteis

Crónicas de la búsqueda de los héroes
por Ereborn

continúa de Night Below (parte 3)

Decidimos que habia que partir al este ya y luego al norte ver si encontrabamos algun rastro de la comitiva desaparecida, ya con Rosie pertrechada por si debiamos llevarnos los cuerpos de los sacerdotes desaparecidos, tambien compramos antes de irnos provisiones varias, un par de viales de una sustancia alquimica que se inflamaba con el aire y un par de grandes ruedas de queso, algo que sorprendio un poco a Turk pues le parecia demasiado queso para nuestro viaje, aunque le sorprendio un poco menos los dos odres de vino.

Partimos temprano ese dia y llegamos esa misma noche a la granja de Kuiper, mientras los jornaleros de Kuiper metian a Rosie en los establos, el montaraz nos recibio con los brazos abiertos, momento que aprovechamos para ofrecerle como regalo a el y sus jornaleros el queso y el vino que traiamos. Esa noche la pasamos en la granja de Kuipper intercambiando historias de las cosas que habian pasado desde que nos separamos y consejos sobre como afrontar el bosque que nos esperaba al norte. Me alegro ver como pese al peligro que sabiamos que ibamos a correr, ninguno de mis compañeros dio muestra de temor ante las oscuras historias de humanoides sedientos de sangre que cazaban en el bosque tanto hombres como bestias. El valor es una caracteristica necesaria para que alguien llege a ser un heroe y parecia que no les faltaba, por supuesto mi maestro diria igual que Sir Raventorf, que la diferencia
entre valor y locura era simplemente el éxito de tus acciones.

A la mañana siguiente partimos adentrandonos en el bosque, el viaje fue mucho mas tranquilo de lo que creiamos al principio, Beinn nos guio por el bosque fijandose en los distintos rastros y alejandonos de las zonas de caza de las distintas tribus humanoides.

Asi estubimos durante tres dias adentrandonos cada vez mas hacia el interior del bosque buscando rastros o pistas de los sacerdotes desaparecidos. Sin embargo a los tres dias de viaje encontramos signos de que algo extraño pasaba en el bosque, llegamos cuando anochecia a una zona donde los arboles parecian mustios, musite un rapido encantamiento y pude notar como habia una disrupcion en las fuerzas arcanas naturales, los residuos de un poderoso hechizo habian marcado esa zona del bosque matando la vegetacion, Lintern afirmo que probablemente fue donde pelearon sus ancestros contra los nigromantes, algo que parecia logico sin duda asi que antes de adentrarnos a explorar ese sitio de noche decidimos acampar en el borde, preparados para cualquier cosa que la magia oscura nos preparara.Esa noche como habiamos previsto mientras estaba de guardia varias figuras se acercaron entre la oscuridad, ante un aviso mio mis compañeros se levantaron rapidamente y prepararon sus armas, nuestros enemigos eran varios cadaveres andantes que con sus miradas furiosas amenazaron con devorar nuestras almas. Nosotros lejos de preocuparnos nos enzarzamos en combate con ellos, eran cada uno de una raza distinta, un orco, un osgo, un gnoll y por ultimo un humano con una tunica raida, aunque todos con esa mirada ardiente que denotaba su odio por la vida, pero el mas peligroso y el creador de los demas era probablemente el humano.

Quizas uno de los nigromantes que murieron hace tanto tiempo, pero ahora una aberracion no muerta, mientras Nath hizo crecer a Beinn yo hice lo mismo con Turk que se lanzaron a por los muertos en vida con un arrojo nacido de la desesperacion, estos golpearon con fuerza a Turk y Beinn, sabia para mis adentros que esos golpes no solo les dañaban en sus cuerpos si no tambien que desgarraban sus almas
y podian haber hecho caer a cualquier persona, pero lograron aguantar y con sus armas derribaron uno a uno a los cadaveres mientras yo conjuraba pequeñas esferas de acido sobre el enemigo que quemaban su carne muerta. Tras unos breves instantes solo nosotros quedabamos en pie y los cadaveres estaban a pies de nuestros malheridos gigantes.

Quemamos los cuerpos y a la mañana siguiente examinamos la zona, encontramos un claro y tras unos pocos conjuros detecte entre los restos de energia magica que asolo el area una titilante aura que emanaba del suelo. Turk todo emocionado saco una cabeza de pala de su equipaje que engarzo a una rama que habia limpiado y empezo a cavar en ese punto todo emocionado, mientras Beinn vigilaba el area y yo y Nath charlabamos sobre lo arriesgado de la accion de Turk, pues era posible que estubiera desenterrando otra aberracion no muerta, sin embargo al final la suerte sonrio a Turk pues encontro un cadaver que no se movia con un anillo dorado al que el tiempo y la tierra no le habia afectado, tras un rapido examen identifique varias runas ocultas en el anillo que deberian proteger a su portador de los ataques y el mal, aunque por desgracia no habia sido muy efectivo para su anterior dueño Turk se decidio
quedar la sortija magica algo a lo que ninguno de los demas se opuso. Mientras Nath ofrecia un entierro digno al pobre muerto al que tecnicamente para muchos humanos acababamos de robar; pero eramos un grupo pragmatico y sabiamos que a los muertos esas cosas no les serian de ayuda y podriamos hacer el bien con ellas; pero estoy divagando mucho aqui, use mi magia para localizar los restos de otros tres aventureros que como Lintern nos dijo fueron compañeros de su ancestro que fueron devorados por la tierra por un poderoso hechizo, tras enterrarlos repartimos el pequeño botin que sacamos, un escudo magico que sustituyo el escudo del buen Nath que acabara en manos de los goblins, una espada encantada antaño por Merel el artifice que cedimos a Beinn aunque el preferia seguir usando su alfanjon y para mi un tubo de marfil en el cual se encontraba un pergamino magico con varios sortilegios y una carta al ancestro de Lintern, Lord Lothar Parlsfray, sobre la precaria situacion de la fortaleza espiral en los bosques del sur, fortaleza que como Lintern nos dijo
llevaba abandonada decadas por hechos extraños que sucedieron alli.
Mientras meditabamos la situacion y viendo que no encontramos en nuestra expedicion a los bosques de Hardlow ninguna pista del rastro de los peregrinos decidimos salir del bosque por la ruta mas rapida y volver al pueblo de Thurmaster para dejar en lugar seguro a Lintern, pues ya despuea de esta pequeña aventura se sintio contento de volver a casa.

El viaje a Thurmaster fue mas tranquilo aun que nuestra expedicion al bosque, salimos del bosque sin encontrarnos ningun problema mas gracias a la pericia de Beinn. Sin embargo ya en las afueras del pueblo encontramos una escena que nos atrajo la atencion, varios edificios destruidos con gigantescas huellas humanoides por todos lados y varios campesinos simplemente aplastados y dejados a la intemperie sus restos.

Mandamos a Lintern a la ciudad mientras nosotros seguiamos el rastro del gigante que habria hecho esa atrocidad, aunque no sabiamos todavia exactamente que podriamos hacer con un rival del tamaño que habia dejado aquellas huellas y habia destrozado sin problemas las casas. El rastro fue facil de seguir no habia hecho ningun esfuerzo en ocultarlo y nos llevo al pantano al sur de Thurmaster. Tras seguir el rastro durante dos dias, finalmente encontramos lo que buscabamos y comprobamos horrorizados como nuestros rivales eran sin duda algo mas de lo que podiamos afrontar sin un buen plan y preparativos, en una gruta en medio del pantano habitaba
una familia de deformes gigantes fomorianos, mucho mas grandes que un hombres y con la fuerza para aplastar incluso a Turk con un simple golpetazo. Decidimos no demasiada heroicamente he de reconocer pero si prudentemente el volver a la ciudad a avisar del peligro y preparar un plan de actuacion.

El viaje de vuelta fue rapido y sin incidentes, y rapidamente esparcimos la noticia por la ciudad de que habia que evitar el pantano del sur mientras preparabamos alguna manera de derrotar a los fomorianos, yo personalmente decidi acercarme a la casa de Tauster, donde tras darle las noticias sobre los peligros que acechaban la ciudad me ofrecio enseñarme varios de los conjuros que conocia por un precio justo, tras varios dias examinando los libros de magia de Tauster, aprendi a dominar algunos conjuros que me serian mas que utiles en el futuro, ademas aprovechamos para que Tauster enviara el anillo magico de Nath a la gran ciudad donde podrian intentar arreglar los defectos del mismo y averiguar como despertar sus poderes ocultos.

Despues de ese par de dias, pasamos varios dias mas discutiendo que hacer con los gigantes, sin embargo no llegamos a ninguna conclusion, parece que haria falta algo mas que un sastre para acabar con los degenerados monstruos que habitaban el pantano; cuando escuchamos en la posada como un granjero afirmaba que un gigantesco dragon se habia llevado volando una de sus ovejas.

Por supuesto no creimos que hubiera sido un dragon, pero si quizas un wyvern o un draco por lo que despues de que Nath lo calmara un poco invitandole a un trago le preguntamos donde habia ocurrido todo y nos ofrecimos a investigar el asunto.
En la granja fuimos recibidos por el hijo del granjero que nos comento que aunque el no habia visto nada las demas ovejas estaban totalmente aterradas. Beinn comprobo el terreno y descubrio un par de surcos en el suelo que segun nos dijo habrian sido dejados por algun ser volador bajando y levantando el vuelo en ese sitio, ciertamente una criatura voladora se habia llevado la oveja y por un leve rastro de sangre parecia que se dirigia al sur al pantano...

Decidimos partir sin mas demora al pantano con el fin de localizar el draco o wyvern y quizas usar el conocimiento de su guarida para hacer que se enfrenten los gigantes al draco, estubimos viajando todo el dia vadeando en el lodo del pantano sin encontrar ningun rastro del dragon, esa noche mientras haciamos guardia en un pequeño islote tubimos nuestro primer problema con habitantes del pantano, mientras hacia guardia un grupo seres de ultratumba se alzo de las aguas lanzandose sobre nosotros
intentando paralizarnos con la energia oscura que manaba de sus garras y el hedor que salia de sus cuerpos, el combate fue duro y poco falto para que Beinn y Turk calleran bajo sus garras pero al final prevalecimos para luchar un dia mas, quemamos esa noche los cuerpos y decidi preparar algunos conjuros con los que tratar con futuros encuentros con seres de ultratumba.

Tras dos dias mas de vadear en el pantano siguiendo siempre la misma direccion decidimos que era imposible que estubiera tan lejos la guarida de la bestia voladora, acampamos en un islote y decidimos que dariamos por finalizada la expedicion, no habia rastros de la bestia y no podiamos examinar todo el pantano. Esa noche mientras descansabamos vimos como varias figuras se intentaban acercar sigilosamente por el pantano cuando desperte a mis compañeros y les dimos el alto curiosos de saber quienes eran los intrusos, estos nos sisearon que estabamos en su pantano y que debiamos marcharnos, los reconocimos enseguida como
hombres lagarto, una raza de humanoides escamosos terriblemente territoriales y peligrosos.

Aun que los hombres lagarto parecian que querian parlamentar, no se que paso por la mente de Turk que sin mediar palabra cogio tanto a hombres lagarto como a sus compañeros por sorpresa y cargo hacia ellos enarbolando su enorme martillo. Aun hoy no se que pasaba por su mente, los hombres lagartos lanzaron sus javalinas contra Turk algo que el ignoro por completo mientras se enzarzaba con ellos, viendo que la diplomacia a esas alturas era imposible lance una flecha sobre los hombres lagarto a la vez que intentaba evaluar la situacion y ver como podria hacer pues aunque los cogio por sorpresa Turk estaba en clara inferioridad con los hombres lagarto que luchaban en su terreno en medio de las aguas del pantano. Afortunadamente Beinn tambien avanzo contra ellos a la vez que Nath usaba su magia para proteger a Turk de los golpes animandolo al combate.
Pese a todo los hombres lagartos no eran carentes de valor y atacaron todos a Turk con colmillos,mazas y garras dejandole una gran cantidad de moratones, viendo su desesperada situacion musite un rapido hechizo concentrandome en la hoguera de
nuestro campamento, el fuego de la misma se concentro en una pequeña esfera de fuego que se alzo rapidamente al cielo momento en el que grite en mi idioma natal una palabra que estube enseñandoles a mis compañeros, Ollahend, cuyo significado era que cerraran los ojos y la esfera de fuego estallo en el cielo con un gran destello que cego a todo el mundo salvo a mi y el unico que recordo el significado de mi grito Nathaniel, sin embargo aunque ciego la ira guio con acierto los golpes de Turk que pudieron terminar sin problemas con los desafortunados hombres lagartos incapaces de hacer nada ante el implacable asalto del gigante de ebano y el jovial Nath.

Esa misma noche mientras incinerabamos los hombres lagarto a los que Nath honro ofreciendoles un funeral a unos valientes guerreros intente reprender a Turk por su actitud, no era propio de una buena persona empezar un combate cuando todavia
se podia negociar con los hombres lagartos y estos podrian habernos proporcionado informacion, ahora simplemente tendriamos que deducir cualquier informacion por medio de los abalorios que llevaban que parecia que iban a ser ofrendas y el hecho de que portaban veneno para sus armas algo que parece ser bastante comun entre los hombres lagarto.

Sin embargo Turk parecio ignorar totalmente la reprimenda, no se que le llevo a actuar asi quizas algun odio desconocido a los hombres reptiles. Decidimos desisitir de entender su actitud y volver al norte a la civilizacion.

El camino de vuelta fue bastante sencillo no tubimos problema ninguno durante los dos primeros dias de nuestro regreso cuando pude ver en el cielo una figura volando, no pude discernir si era un dragon, un draco, un wyvern o cualquier otro monstruo volador pero al menos habiamos localizado donde deberia estar su guarida, decidimos acercarnos a examinar la zona con la esperanza de descubrir que tipo de monstruo seria y ver la posibilidad de enfrentar a los fomorianos con la amenaza voladora.

Nos acercamos sin problema a la zona donde aviste a la bestia voladora y localizamos rapidamente una gruta que tenia todo el aspecto de ser la guarida de la bestia, antes de arriesgarnos a un enfrentamiento con el monstruo en su guarida Beinn se ofrecio a inspeccionar el suelo en la entrada de la gruta para intentar comprobar los rastros de la bestia y asi saber a que nos enfrentabamos exactamente, mientras los demas permanecimos ocultos entre la maleza con los arcos preparados apuntando a la entrada de la guarida por si hiciera falta cubrir a Beinn, sin embargo la amenaza
era mucho mayor de lo que pensabamos mientras Beinn estaba examinando los rastros delante de la cueva intentando ser lo mas sigiloso posible de la gruta surgio un enorme dragon de verdosas escamas que proclamo ser la reina del pantano, Beinn quedo paralizado probablemente por el terror mientras yo apuntaba desde mi escondite mi flecha a la dragona mientras intentaba pensar que magia utilizar para poder darle una oportunidad a Beinn a escapar.

Sabiamos que el dragon estaba muy por encima de nuestras posibilidades y aun asi Nath me sorprendio saliendo al claro ofreciendo sus disculpas por haber entrado en el territorio de tan poderoso ser y que se retirarian sin mas para no molestarla con tales insignificancias como unos humanos perdidos. Parecio que el discuros de Nath surtio efecto en la dragona que vanidosamente ordeno a Beinn y Nath que se fueran de sus tierras mientras volvia a su gruta, memorize para mis adentros la situacion de esa gruta, algun dia volveriamos y la reina del pantano se enfrentaria a heroes preparados y sin temor a terminar su reinado pero eso sera otra historia.

El hecho es que despues de ese encuentro aceleramos el paso al norte camino a la ciudad para avisar definitivamente que nadie entrara al pantano sin embargo aun antes de salir del mismo pantano esa noche fuimos atacados una vez mas por apestosos no muertos que intentaron de nuevo paralizarnos con sus garras y su hedor, sin embargo esta vez estaba preparado aunque los sortilegios que use sobre ellos para dominarlos y poder destruirlos sin problemas no tubieron el exito esperado, aun asi mis compañeros pudieron dar buena cuenta de ellos y aunque fue un duro combate prevalecimos sobre las fuerzas de la muerte para poder dar las malas noticias en la ciudad.

Cuando llegamos a la ciudad las noticias se esparcieron rapidamente y hubo mucha preocupacion en general, afortunadamente para nosotros habia llegado el anillo magico en nuestra ausencia y aunque habia sido arreglado y podiamos ya dar la buena noticia al señor Carman de que el nuevo pantano no seguiria creciendo aunque seguiamos sin saber como activar todos los poderes del anillo pero conociamos leyendas de que en las colinas en un embalse en el rio vivia una nixie a la que quizas pudieramos consultar sobre el poder del anillo y averiguar como activarlo para utilizarlo contra fomorianos y el dragon, asi pues nos equipamos y preparamos rapidamente y logramos un pasaje en la barca de un mercader con dos guardias que habia decidido ir al oeste a Milton para alejarse del posible dragon que se rumoreaba en la ciudad.

El viaje en principipo fue apacible hasta que anochecio y el mercader insitio en que atracaramos en la orilla del rio para acampar, cosa que Nath teniendo un presentimiento de que algo no iba bien en el bosque pidio que siguieramos un poco mas por el rio, sin embargo al final el cansancio de la gente logro imponerse
y se dirigio la balsa a la orilla pese a mis reticencias junto a las de Nath.
Sin embargo en el momento que la barca toco tierra firme logre percatarme como entre el bosque habia varios arqueros escondidos entre la maleza, sin esperar un momento a que pudieran atacarnos conjure sobre ellos una gran telaraña que los atrapara o entorpeciera cualquier disparo que quisieran hacer a la vez que me tiraba sobre la barca para buscar algo de cobertura por si habia mas arqueros que no hubiera visto.

Pude escuchar desde la barca como del interior del bosque alguien murmuraba palabras magicas con las que logro destejer la energia que habia creado la telaraña liberando a los arqueros prisioneros y dandoles una linea de tiro clara sobre mis compañeros, algo que los arqueros emboscados aprovecharon golpeando sus flechas contra las armaduras de mis compañeros causandoles varias heridas y magulladuras.
Aun antes de que mis compañeros reaccionaran veia que la situacion era desesperada y sabiendo que eramos blancos faciles cogi uno de los faroles que iluminaban el barco y lo arroje sobre la linea de arqueros en preparacion para un sortilegio que los distrajera, sin embargo mi plan se vio frustrado cuando tanto Turk como Beinn saltaron de la barca cargando contra los arqueros en el bosque quedando expuestos a ser rodeados por el enemigo.

Nath tambien bajo de la barca mientras se curaba sus heridas preparandose para unirse a la refriega, que parecia ir mal para Turk y Beinn que se veian superados en numero mientras desde el bosque alguien usaba magia sobre ellos para intentar controlarlos y derrotarlos, afortunadamente no logro su empeño con sus conjuros.
Viendo la dificil situacion concentre la energia arcana sobre el farol que habia arrojado al bosquecillo y con una palabra hice que del fuego del farol surgiera una gran cantidad de humo que asfixiaba a amigos y enemigos por igual, cegandolos a todos y dandoles una oportunidad a mis compañeros para reagruparse y poder enfrentarse
a la amenaza, mientras uno de los guardias de la barca cogia un remo para intentar separar la barca de la orilla y el otro preparaba una ballesta para disparar al primer asaltante que saliera del humo.

Turk y Nath lograron salir de nuestro lado de la nube de humo, el pobre Turk parecia que algo intoxicado por el humo, pero Beinn salio del otro lado de la nube y vio su posibilidad de cargar contrar el conjurador que nos estaba atacando, sin embargo antes de llegar a enfrentarse a el este con un gesto le arrebato la vision dejandole totalmente ciego. Mientras los asaltantes empezaban a salir de la nube de humo, a un pequeño grupo de tres hombres que salieron juntos los recibi con una descarga de luz multicolor que los dejo aturdidos en la orilla del rio mientras Turk se abalanzaba sobre ellos mientras un cuarto intentaba enfrentarse a mi subiendo a la barca, pero era recibido a golpes de remo de uno de los guardias mientras el otro intentaba golpearlo sin exito con su espada, el brujo a su vez reforzaba la moral de sus compañeros con su magia a la vez que hacia que nuestras armas fueran cada vez mas pesadas y menos precisas. Intente distraerlo arrojandole un frasco de productos alquimicos que le prendio la tunica, sin embargo apago rapidamente el fuego y pudo darse cuenta de que el combate se equilibraba a nuestro favor, tras apagar el fuego el conjurador invoco una oscuridad magica que lo oculto y a el y los pocos asaltantes que quedaban para darse a la fuga.

Decidimos no dejar que esa amenaza escapara, dejamos a Beinn y un par de los emboscadores que no murieron al cuidado del mercader y los guardias mientras Nath,Turk y yo seguimos el rastro del conjurador y el otro asaltante que logro escapar, sin embargo poco despues de empezar la persecucion reconocimos el aullido de lobos, no nos preocupamos pues nos imaginamos con acierto que eran Oleanna y sus lobos, al poco aparecio de entre el bosque llevando uno de sus lobos el cuerpo del asaltante aunque no habia rastro del conjurador, con la ayuda de Oleanna seguimos el rastro que se adentraba en el bosque pero desaparecia de repente sin mas, probablemente por medida de magia. Decidimos dar por finalizada la persecucion y volver a la ciudad con el mercader para que Beinn pudiera pedir en la iglesia el favor divino que le devolviera la vision.

2 comentarios:

  1. Me encantan estos resúmenes, sí señor. ¡A ver cómo continúan vuestras aventuras! Aunque viendo lo impulsivos que son los combatientes no sé yo si les veo mucho futuro... :D

    ResponderEliminar
  2. Pues si, están teniendo problemas con eso, pero a base de palos van aprendiendo xD

    Tambien yo a calibrar lo que les saco, que es más dificil de lo que parece.

    ResponderEliminar

RECUERDA

Los editores de este blog agradecemos cualquier comentario u opinión por breve que sea.

  © Blogger templates The Professional Template by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP